Certificado De Compra Y Venta De Motos

Esperamos que esta entrada sobre el contrato de compraventa de moto y las plantillas facilitadas os hayan resultado de utilidad. Si necesitáis otros tipos de contratos, encontraréis más modelos en nuestra sección de contratos de compraventa. Si bien, debe incluir todos los datos identificativos de la moto acuática y de vendedor y comprador, además debe entre esos datos debe constar la matrícula o señal indicativa de amura y el número de bastidor o número de serie. Además, anexo al contrato ha de entregarse la tarjeta original de la moto.

Certificado de compra y venta de motos

Para presentarla deberás acreditar a través del DNI y presentar el permiso de circulación. Nunca entregues tu vehículo sin el contrato firmado y sin tener en tus manos el documento original. Este impuesto corresponde al dueño de la moto en el momento del devengo, que es a 1 de enero. Lo que ocurre es que no suele cobrarse hasta más adelante –cada ayuntamiento dispone de su propio calendario y aquí puedes consultar el de las capitales de provincia-. Puedes realizar este trámite de forma telemática a través este enlace de la Sede de la DGT por un coste de 8 euros, aunque hay gestorías que realizarán el trámite por un coste de entre 12 y 30 euros. Puedes acreditar que el vendedor es el propietario a través del DNI del vendedor, Permiso de circulación a nombre del vendedor -DGT- o Tarjeta de Inspección Técnica de Vehículos -Ministerio de Industria-.

Qué debes saber antes de firmar el contrato

Por ello es muy importante asegurarnos de que el vendedor tiene capacidad legal para llevar a cabo la operación. El justificante del pago del impuesto de circulación (impuesto municipal de vehículos de tracción mecánica -IVTM-), tanto el original como la fotocopia. Si el contrato de compra-venta de la moto se firma antes del pago, será necesario que os pongáis de acuerdo sobre quién pagará o si lo haréis a medias. Esto también le conviene al vendedor, puesto que se puede encontrar con que el comprador no lo hace inmediatamente y en ese espacio de tiempo comete diversas acciones sancionables. Necesitará tener el contrato para alegar en Tráfico que no fue él o ella quien las cometió, ya que desde el día que se marca en los papeles, la moto pertenece a otra persona. Además, debe constatar que el impuesto de vehículos de tracción mecánica está pagado o a corriente de pago en el año en que se realiza la transacción.

¿Cuál es el valor venal de mi moto?

El valor venal de un coche o una moto, es el valor teórico que se le asigna a ese vehículo para conocer el precio en un momento determinado. El valor venal viene definido por unas tablas que se publican en el BOE cada año.

Cuando el comprador o vendedor es una empresa, es ella la que se suele hacer cambio de titularidad. También necesitarás el documento nacional de identidad -o CIF en el caso de personas jurídicas- tanto el tuyo como el del vendedor. En el caso de que el vendedor no acuda presencialmente puede valer una fotocopia del DNI. Tampoco será necesario identificar al vendedor si éste ha presentado previamente la notificación de la venta. Eso sí, nunca te olvides de notificar a la aseguradora que has vendido la moto para evitar problemas en caso de que el vehículo sufra un siniestro porque en este caso es fácil que la aseguradora te adjudique a ti la siniestralidad y tu siguiente seguro será más caro. El comprador deberá pagar la el ITP o Impuesto de Transmisiones Patrimoniales de la moto a través del Modelo 630 de Hacienda.

¿Qué elementos debe incluir?

No importa si compra o vendes, hay ciertas cuestiones que debes dejar cerradas de antemano. Cualquiera que sea la razón por la que termine el tratamiento de sus datos de carácter personal, conservaremos sus datos debidamente bloqueados y archivados para hacer frente a eventuales responsabilidades legales, durante un plazo máximo de cinco años. Una vez hecho todo esto, el contrato deberá ser firmado por las dos partes, llevándose cada una una copia del mismo. Cuando esta acción se lleva a cabo y el nuevo propietario tiene las llaves y el vehículo, deberá cambiar la titularidad para dejar claro que a partir de ese momento le pertenece. El contrato de compraventa de un moto de agua no es muy diferente al de cualquier otro moto, pero si tiene algunos elementos propios a tener en cuenta. El contrato será nulo cuando quien vende la moto no es el dueño de la moto o no tiene poder para realizar la venta, de manera que el verdadero dueño podría reclamarla.

El contrato será vinculante desde el momento de la firma y en él ha de figurar la hora y la fecha en la que se hace entrega de la moto. También debes de pedir el libro de mantenimiento y todas las facturas de revisiones y reparaciones que haya tenido. En este enlace puedes consultar nuestra guía para comprar una moto de ocasión. Revisa el documento y recuerda que puedes modificar los puntos que desees para incluir información adicional porque lo importante es que ambas partes estéis cómodos con los datos que figuran en él. El Registro de Vehículos de la DGT tiene carácter público y está abierto para quienes tengan un interés legítimo en conocer los datos, como sería el caso de un futuro comprado.

¿Cuánto cuesta la transferencia notarial de una moto?

1,5% del valor de venta si es de origen nacional y 2% si es importada.

En este enlace puedes consultar nuestra guía práctica para elegir tu moto. La mayoría de compañías te guardará el tiempo que has dejado de disfrutar del seguro para cuando contrates otra póliza. Declaración de que la moto no tiene cargas ni gravámenes de anteriores propietarios.

¿Qué trámites tengo que hacer cuando voy a vender una moto?

Os recomendamos extremar las precauciones en este tipo de operaciones para para evitar cualquier posibilidad de engaño. En este sentido, nada como tener un contrato de compra-venta bien claro con las condiciones de compra y una garantía de un mínimo de seis meses sobre la moto. El consentimiento para el tratamiento de sus datos personales para el fin consignado en el apartado “a.” anterior es distinto e independiente del tratamiento de los mismos para los fines consignados en el apartado “b.” (analizar sus datos con fines de prospección de mercado y marketing electrónico, para enviarle información publicitaria). El contrato de compraventa tendrá validez como medio de prueba y además nos puede ayudar a asegurarnos de que quien nos vende la moto puede hacerlo.

Certificado de compra y venta de motos

Tanto comprador como vendedor deben llevar a cabo por lo menos tres diligencias más después de firmar el contrato de compra-venta de la moto. Una vez que tienes toda la documentación, al comprador le queda pagar las tasas por el cambio de titularidad y el impuesto por transmisiones patrimoniales en un plazo máximo de 30 días desde que se firma la operación de compraventa. Recordamos que la compraventa de una moto usada está exenta del pago de IVA pero sí debe pagar el ITP.

Modelo de contrato y papeles para compra

Como vendedor, asegúrate de que le facilitas estos documentos a tu comprador. Si necesitas un modelo de contrato de compraventa de moto para imprimir, puedes descargarte nuestra plantilla, que podrás editar para añadir cuantos elementos creas necesarios de cara a tu transacción, te servirá tanto si vendes una moto de uso particular como si la has usado de manera profesional para mensajería o mototaxi. Los trámites de compra-venta del vehículo no terminan cuando tienes la moto en tus manos.

Para acceder a la información sólo tienes que facilitar el motivo de la consulta y el número de matrícula o de bastidor. El inconveniente es que al cambiar las condiciones del tomador, también variará el precio. Es imprescindible cambiar la titularidad de la moto y no hacerlo puede tener consecuencias en caso, por ejemplo, de siniestro. Este trámite corresponde al comprador y puede hacerse en cualquier Jefatura de Tráfico, previa petición de cita. Estado del vehículo que servirá como referencia en caso de reclamaciones o para demostrar si se ha ocultado información sobre la moto.

¿Qué se necesita para hacer una transferencia?

  1. Documento Nacional de Identidad Vigente del vendedor y fotocopia (o 08 ya certificado).
  2. Documento Nacional de Identidad Vigente del comprador y fotocopia.
  3. Título del vehículo.
  4. Verificación policial (Formulario 12 completo).

El permiso de circulación de la moto, tanto el original como una fotocopia. El seguro de moto es obligatorio en España y necesitas tener la moto asegurada desde el instante en el que vayas a circular con ella. Con motopoliza.com también tienes tu seguro al instante, calcula, compra, contrata y estarás. Indicar que el comprador debe llevar a cabo el cambio de titularidad de la moto.

De manera que debéis tener en cuenta que no cabe ninguna garantía por parte de quien vende ni la posibilidad de rescindir el contrato con la devolución de la moto. Si la venta se hace a un profesional, el contrato deberá seguir incluyendo todos los aspectos esenciales que ya hemos visto, pero además habrá que hacer una factura de compraventa en la que figure el día y la hora en que se deposita la moto en el concesionario y solicitar una copia del CIF de la empresa que la adquiere (y que deberá coincidir con la que aparece en la factura). Cuando vendamos una moto a un particular deberemos hacer el contrato y firmarlo por duplicado, de manera que cada parte tenga una copia.

¿Quién debe pagar el traspaso de un vehículo?

– En los contratos de compraventa de vehículos particulares usados, es costumbre mercantil que el pago de los gastos de traspaso se asuma por el comprador y el vendedor por iguales partes.

Esto hace que sea interesante saber cómo se debe hacer un contrato de compra-venta de una moto y, de ese modo, evitar cualquier problema legal o de garantías. El mercado de la compra y venta de motocicletas es abundante, ya que muchos usuarios prefieren adquirir modelos de segunda mano en lugar de gastarse más por una moto nueva. Muchos de ellos no tienen el dinero suficiente y otros optan por motos ya usadas para dar los primeros pasos sobre las dos ruedas, ya que temen cualquier percance que sería más costoso si están estrenando una motocicleta. Cabe señalar, que este tipo de contrato no implica que el vendedor deba acreditar las cargas que pesan sobre la moto acuática (que se podrán comprobar en Capitanía) ni que el comprador conoce el estado de la moto en el momento de la venta.