Certificado De Calidad Y Seguridad Alimentaria Ifs

Este organismo se encarga de evaluar los sistemas de gestión de la calidad, y si cumplen unos criterios determinados son reconocidos dentro del GFSI (Recognition – MyGFSI, 2020). Este tipo de certificaciones son asociadas al producto y/o proceso y, por tanto, los procesos de auditoría son muy específicos. De forma que hay mucha información referente a la forma de trabajar de una empresa, como pueden ser los planes de limpieza y desinfección, que no se audita.

¿Qué exige la norma BRC?

Una serie de programas de requisitos previos que se ocupen de las condiciones medioambientales y operativas básicas necesarias para la producción de alimentos seguros, y que controlen los riesgos genéricos cubiertos por las buenas prácticas de fabricación y de higiene.

La certificación IFS Food se compone de una serie de estándares técnicos desarrollados por la Federación de Distribuidores Alemanes , la Federación Francesa de Distribuidores y las Asociaciones de Distribuidores Italianas. Introducir un sistema de gestión de la calidad e inocuidad alimentaria para cubrir todos los aspectos del control y garantía de calidad. TÜV NORD le ayudará a resolver cualquier duda, ofreciéndole puntual información sobre el proceso de certificación IFS food. El objetivo final que impulsó la redacción del citado estándar no es otro que asegurar la mejor protección posible de los consumidores. Las empresas de confitería, chocolate y carne están más avanzadas que las empresas de panadería, frutas y verduras envasadas con respecto a la implementación de herramientas y técnicas de gestión de calidad. Desde 2016 cuando comenzaron las ampliaciones de la planta, la IFS ha estado en nuestra mente, pues las instalaciones se prepararon de acuerdo con la normativa, para poder obtener la certificación en un futuro.

Certificados en la industria alimentaria

Está destinada a todas las empresas o establecimientos que exporten a productos cárnicos, de pesca, lácteos, huevos y productos compuestos. Debido al alto compromiso de foodVAC con la calidad y seguridad alimentaria, la IFS ha sido el principal objetivo de foodVAC para 2020. La norma IFS Food se basa en un sistema HACCP integrado con buenos estándares de procesamiento y un sistema de gestión de documentos. La correcta ejecución de los cambios, medidas, protocolos de seguridad alimentaria y contaminación del medioambiente implican una serie de gastos que varían en función del asesoramiento.

Certificado de calidad y seguridad alimentaria ifs

Asegurar una mayor facilidad para la comparación y la transparencia a lo largo de toda la cadena de suministro. El estándar Global Market es una verificación establecida en tres niveles Básico (sólo aplicable en aquellos países donde el HACCP no es un requisito Legal), Básico plus e Intermedio, siendo una herramienta muy eficiente para que en un plazo de tres años se pueda lograr la certificación IFS. Ahorro de tiempo y costes, al realizar las auditorías junto con otros esquemas de Seguridad Alimentaria . Con seguridad esta fecha no necesitará apuntarla en el calendario, porque estará claramente representada en los gráficos de rendimiento y eficiencia de su empresa. • Abre las puertas a un mercado más exigente y a oportunidades de negocio internacionales. Las subsidiarias del GRUPO TUV NORD operan como expertos en seguridad y consultores tecnológicos en más de 100 paises.

Diferencias entre la Certificación IFS

Sin embargo, se puede observar en el estudio que muy pocas empresas hacen esfuerzos serios para implementar los métodos de gestión de la calidad necesarios. Además, el estudio presenta un sesgo importante al no incluir ninguna valoración de personas fuera de gerencia dentro de los encuestados. Cada país exige un nivel de SAE diferente para exportar productos de origen animal. Por ejemplo, los países con SAE 1, no requieren que las empresas exportadoras tengan ningún SAE certificado. Sin embargo, para los niveles 2 y 3 las empresas sí deben estar obligatoriamente certificadas por las autoridades sanitarias correspondientes. El SAE debe estar certificado por un organismo independiente de control y los certificados emitidos tienen una validez de 3 años, con auditorías anuales para su mantenimiento.

Certificado de calidad y seguridad alimentaria ifs

El certificado IFS Food se desarrolló con el objetivo de ayudar a cumplir con la legislación vigente y proteger al consumidor. Especializados en el área de alimentos, con una estructura diseñada para facilitar y agilizar el complejo proceso de certificación y apoyarlo en cada paso del proceso. En el caso de que vendas tus productos a una cadena de alimentación, consúltales la normativa específica que requieren para trabajar con ellos. Por poner un ejemplo, Aldi, Lidl o Carrefour, 4 cadenas muy extendidas en España, te solicitan IFS.

Certificación IFS Seguridad Alimentaria

En los últimos años, las certificaciones en el sector agroalimentario han experimentado un marcado aumento, desempeñando funciones cada vez más importantes y representativas para las empresas del sector. De hecho, hoy en día, poseer una o más certificaciones para la empresa significa poder garantizar a sus clientes que trabajan de forma metódica para garantizar la calidad de los productos vendidos. Es un protocolo privado técnico desarrollada por los distribuidores alemanes, franceses e italianos con el propósito de ayudar a los proveedores a que suministren productos seguros conforme a las especificaciones y a la legislación vigente. Para obtener el certificado de seguridad alimentaria con garantías y siguiendo unas directrices claras es imprescindible recurrir a los servicios de una consultoría IFS Food de seguridad alimentaria.

¿Qué es el BRC y el IFS?

Las normas BRC y IFS son certificaciones en calidad y seguridad alimentaria reconocidas a nivel internacional. Si bien son muy similares en cuanto al nivel de exigencia, existen algunas diferencias a tener en cuenta a la hora de decidir qué certificación es más adecuada para cada empresa.

En cambio IFS, en ningún caso permite la certificación si existe algún tipo de disconformidad. El SAE es un Sistema de Autocontrol Específico, necesario para exportar productos de origen animal a países que no se encuentran en la Unión Europea. Tras meses de preparación, hemos ido superando las fases de la auditoria, hasta que finalmente, el viernes 4 de septiembre de 2020 nos comunicaban que habíamos obtenido el certificado con nivel superior. Facilita el control de todas las etapas de producción, reduciendo al máximo los peligros de contaminación.

Nuestra recomendación es que, si es la primera vez que una de tus empresas trata de pasar la citada certificación, acudas a auditorías profesionales, para asegurar que se cumplen todos los procesos y tu empresa obtiene la Certificación IFS lo más rápido posible. Para una empresa como Aceites Albert S.A., exhibir la marca de garantía de cumplimiento con el estándar IFS Food, respalda la calidad y la seguridad alimentaria de nuestros aceites con un certificado reconocido a nivel mundial. El principal beneficio, aunque no el único, es construir y operar un sistema de gestión para controlar el cumplimiento total de la calidad, la seguridad y las restricciones de cumplimiento con las leyes que regulan el sector, especialmente las vigentes en los países de destino de los productos terminados.

¿Cómo obtener el certificado IFS?

Para obtener la certificación IFS la empresa seleccionará una entidad de certificación de entre las aprobadas para realizar dichas auditorías. La lista de todas las entidades de certificación aprobadas para IFS a nivel internacional está disponible, organizada por países, en la web de IFS.

Especificación de los productos, requisito del proceso de compra, envasado, entorno de la fábrica, la higiene y plan de limpieza de las instalaciones, control de plagas, etiquetado, proveedores y trazabilidad, etc. Se exige una correcta y completa política empresarial, una estructura y el desarrollo de un plan de orientación al cliente así como de revisión del sistema de gestión. Cuando los productos son procesados o hay peligro de contaminación del producto en el envasado primario.